domingo, noviembre 12, 2006

Saelices, Santelices y San Felices

Éstos tres son pueblos de Castilla. Saelices está en Cuenca, Santelices en Burgos, y hay varios San Felices en distintos sitios (Huesca, Palencia, Salamanca...).

Los tres nombres provienen del mismo sitio, y su diferencia nos sirve para ilustrarnos un fenómeno curioso: los distintos momentos en los que cayó la letra F.

El nombre latino del que provienen es SANCTIS FELICIS. Hay que notar que es un genitivo (la palabra "feliz" es FELIX, y su genitivo es FELICIS). Lo que significa que, más que significar "San Félix", es más bien "De San Félix" (lugar de San Félix, iglesia de San Félix...). Cuando vemos una -S en un nombre castellano siempre pensamos que es un plural, pero en este caso es un resto fosilizado del genitivo latino. Hay alguno más, que veremos otros días.

En los casos en los que se mantiene la F y no se pierde, como es el caso de Aragón o de León, la cosa está clara: SANCTIS FELICIS > Sant Felices > San Felices. Así surgen los nombres en Huesca o en Salamanca, por ejemplo.

Pero sabemos que en Castilla la F- normalmente desaparece. En algunos sitios desaparece antes, y en otros después. En algunas zonas (en este ejemplo Cuenca, que es Castilla La Nueva), la F- tarda en desaparecer; por eso, SANCTIS FELICIS se convierte en Sant Felices, luego en San Felices... pero después la N y la F acaban por asimilarse, dando como resultado *Saffelices. Y al desaparecer la F, ¿qué tenemos? Saelices (no puedo olvidarme de la Saelices del Río leonesa, también al lado del Valderaduey, y escrita también "Sahelices").

Y sin embargo, en Castilla La Vieja (sobre todo en Burgos) la F desaparece muy rápidamente. Tan rápida, que ya ha desaparecido... ¡incluso antes de que caiga la T de SANT! Y por eso, SANCTIS FELICIS da Sant Elices... y de ahí, exactamente, ¡Santelices!

En resumen, con estos tres nombres se puede ver cómo en algunos sitios la F desaparece tan pronto que la T de SANCT aún no ha desaparecido (Burgos), en otros aguanta lo suficiente como para que la F se coma a la N y luego desaparezca (Castilla la Nueva), y en otros se mantiene hasta hoy (León o Aragón). Y todo esto, simplemente de las variantes de un nombre.

Por supuesto, hay casos de nombres fuera de las regiones, porque los nombres se copian entre pueblos, pero el caso al menos siempre me ha parecido curioso :)

7 Comentarios:

At 13:47, Blogger Fiondil dice...

¿Entonces feliz también es un cultismo?
Que heliz idea...

 
At 13:50, Blogger Fiondil dice...

Otro ejemplo que recuerde yo de -s en castellano no proveniente del acusativo plural latino es Dios, del nominativo Deus.
Si hubiera sido prestado del acusativo latino, como el 99% de los sustantivos castellanos, sería Dio (o Deo, quién sabe), plural Dios.
Dioses es un plural analógico, no etimológico (éste sería del nominativo plural Deii).

 
At 18:32, Blogger Altariel dice...

Vamos, que San Felices, es además, una especie de Villanueva... Que las hay por todas partes. Aquí tenemos San Felices de Buelna :D.

 
At 02:09, Anonymous Julieta dice...

mi a`pellido es de San Félix...

 
At 22:12, Anonymous Adanost dice...

Es que en Burgos lo tiramos todos, hasta las efes. Así somos de generosos...

 
At 19:24, Anonymous Anónimo dice...

El origen es Sancti Felicis, pues el genitivo de Sanctus es así, no acabado en s.

 
At 17:40, Anonymous xaun dice...

Kaixo!

Entre Haro y Briñas (La Rioja / Errioxa; antigua zona vascófona) hay una ermita llamada SAN FELICES, con F.

En sus alrededores se hace a finales de junio la "Batalla del Vino".

¿Será esa F resistente la excepción que confirma la regla?

Ondo izan!

 

Publicar un comentario

<< Volver